¡No te pierdas nuestro contenido!

El nuevo Sigma 35mm f/1.4 DG HSM, uno de los objetivos que habían sido anunciados por Sigma en Photokina ha sido lanzado oficialmente. Sigma Corporation of America lo anuncia a un precio de 899 $ y con disponibilidad inmediata en Estados Unidos en las monturas Nikon F, Canon EOS, Pentax, Sony Alpha y Sigma.

El objetivo es el primero de la linea _Global Vision con la que Sigma dividirá sus objetivos en tres categorías según el uso para el que estén diseñados: Sport, Contemporary y Art, a la que pertenece el Sigma 35mm f/1.4 DG HSM. Es además el único de los tres anunciados del cual aún no existía una versión previa en Sigma.

Además se trata de un objetivo con una combinación de focal y luminosidad que no existe en casi ninguna de las terceras marcas. Existe un Carl Zeiss, pero a un precio mil dólares superior, un Voightlander y un Samyang, todos de enfoque manual.

El último fijo que había diseñado Sigma, el 85mm 1.4, fue capaz de codearse con sus equivalentes en las primeras marcas. Los detalles sobre el objetivo y las curvas MTF que nos facilita Sigma de su nuevo 35mm 1.4 nos hacen pensar que este nuevo fijo también rendirá a muy buen nivel. Las principales características del objetivo son:

  • Un elemento de fluorita de baja dispersión (FLD) y cuatro de cristal de baja dispersión (SLD) para corregir las aberraciones cromáticas.
  • Enfoque interno
  • Revestimiento multicapa para reducir flares e imágenes fantasma.
  • Motor ultrasónico HSM.
  • Diafragma de 9 palas redondeadas
  • Compatible con el nuevo USB Dock, a traves del cual se pueden cambiar los parámetros de funcionamiento del objetivo y actualizar su firmware.

Además Sigma estrena sistema de control de calidad, denominado A1, para evitar al máximo la aparición de unidades defectuosas en el mercado. Según Mark Amir-Hamzeh, presidente de Sigma Corporation of America:

Estamos seguros de que nuestro nuevo control de calidad A1, junto con el primer dock USB para objetivos de la industria, destacará a nuestros productos.

Sobre el papel parece una autentica joya, por un precio muy inferior a sus competidores de las primeras marcas (en el caso del Nikon casi la mitad). Esperamos ver pronto las primeras pruebas de campo y que Sigma no tarde mucho en llevarlo fuera de las fronteras estadounidenses.