¡No te pierdas nuestro contenido!

En ALTFoto os hemos traído muchas veces historias relacionadas con los derechos sobre las imágenes tomadas por profesionales o aficionados; internet multiplica el número de usuarios, el número de personas "tomando prestadas" determinadas fotografías y diluye la posibilidad de encontrar a los culpables o incluso de que el propietario descubra la infracción.

La última historia de este tipo que llega hasta nosotros tiene por protagonista al fotógrafo Jonathan Kent, que descubrió una mañana que el sitio web de The Telegraph había utilizado su imagen sin permiso. Sin dudarlo un momento, contactó con el periódico, recibiendo por respuesta un email en el que decía que al no encontrar los datos de contacto ni ningún comentario sobre los derechos de imagen podían publicarla sin problema. La persona en cuestión, se justificaba diciendo que la inmediatez que exigen las noticias online llevaba a este tipo de conductas.

Todo esto ocurrió el día 8 de enero cuando su fotograía de Mary Ann Ochota fue utilizada por el Mail Online sin permiso y reutilizada varias veces a lo largo de la mañana hasta que llegó a la edición online del Daily Telegraph. Las últimas novedades en este caso es que se ha ofrecido a Kent una compensación de 400 dólares con el argumento de que "es mucho más de lo que le darán en los tribunales".

Este tipo de situaciones deberían preocuparnos por varios motivos. El primero de ellos es que personas de nuestra misma industria (los medios de comunicación) no respete a sus compañeros de profesión y la ausencia de códigos éticos vinculantes y actualizados. El segundo, como fotógrafos y aficionados a la fotografía, es el hecho de que grandes medios tengan capacidad para coger lo que no es suyo sin sentir ningún tipo de remordimiento. Nos gustaría saber qué opináis vosotros de este caso en concreto, ¿aceptaríais los 400 euros y guardaríais silencio?, ¿qué deberían hacer los fotógrafos para evitar este tipo de situaciones?

Vía: Petapíxel