¡Ahhhh! ¡Ya es nochebuena! Los mercados estallan, los shoppings desbordan y tu estas ahí, comprando ese ultimo regalo de emergencia que procrastinaste toda la semana, mes o año. Tras chocarte con todo ser humano posible y hacer las colas más largas de tu vida, ya tienes ese objeto deseado en tus manos y te retiras a tu casa, para depositarlo debajo del árbol.

El horror ataca de nuevo cuando te das cuenta de que no tienes papel para envolverlo. ¿Que hacer? ¿Utilizar la misma bolsa del mercado? ¿Dejarlo sin envoltura? A no temer, que nuestros amigos de Photojojo tienen la solución perfecta: envoltorio de regalo con tus fotografías favoritas.

La técnica es muy sencilla. Solo necesitas algo de papel brillante, de esos que son satinados y una impresora decente. Dependiendo del tamaño del regalo, con una hoja A4 alcanzará para cubrir todo el objeto, por lo que con una fotografía de buena resolución bastara. En cambio, si es bastante grande, puedes repetir la misma fotografía una y otra vez en una hoja A3 y crear patrones, tal como los envoltorios de regalo tradicionales.

¿Quieres ser mas original? Imprime varias veces la misma foto y alinealas envolviendo regalos del mismo tamaño, creando una imagen completa al apilarlos. Si tienes dudas acerca de que resolución necesitas para cubrir una hoja entera, puedes consultar la calculadora de megapixeles que reseñamos esta semana.